Filiales de Chilquinta entregan Internet en zonas rurales con tecnología Canopy de Motorola

Publicado el 28 Ago 2006

20060829x5

Una nueva área de servicio desarrollarán desde hoy las distribuidoras eléctricas Luzparral y Luzlinares, permitiendo a amplios sectores rurales de la Región del Maule acceder a todo tipo de servicios de transmisión de datos.

Las compañías, ambas filiales de Chilquinta Energía, se unieron para crear Interluz, servicio que cubre un área de concesión de 5.000 km², en las comunas de Linares, Colbún, Yerbas Buenas, San Javier, Villa Alegre, Longaví, Retiro y Parral, en la VII Región, y parte de la comuna de Ñiquén, en la VIII Región.

Para poner en marcha este servicio, se dotó de conexiones a Internet, por un monto de 5 millones de pesos, a las Escuelas Internado de Digua, Sector San Alejo y Sector La Orilla, todos establecimientos educacionales cubiertos por la antena ubicada en el sector Las Camelias, en la precordillera de Parral.

Desde hoy, más de 100 alumnos y profesores de estos establecimientos rurales se podrán conectar sin cables, en forma rápida y gratuita a Internet, superando su aislamiento geográfico e incorporando esta herramienta a los procesos de enseñanza y perfeccionamiento de estudiantes y académicos.

Para conectar estos sectores rurales, Interluz usará la tecnología inalámbrica Canopy de Motorola, la que también ha sido utilizada con éxito en sectores remotos de la provincia de Palena y en áreas cordilleranas para dar acceso a yacimientos de compañías mineras.

La iniciativa, que contempla una inversión inicial de más de $210 millones por parte de Interluz, considera la instalación de cinco antenas que cubren un radio de 25 km cada una, las cuales están ubicadas en los sectores camino a Colbún, sector Maule Sur; oficinas de Luzlinares, en la ciudad de Linares; camino a los Cristales, en Longaví; oficina de Luzparral, en la ciudad de Parral; y sector Camelias, en la precordillera de Parral.

Además de los servicios básicos de Internet banda ancha con velocidades desde 128 Kbps a 2 Mbps, Interluz ofrecerá servicios de video vigilancia, redes VPN (Virtual Private Networks), comunicación IP, instalaciones de redes LAN y venta de equipos, entre otros.

Las tarifas a clientes que hacen posible comercialmente el proyecto corresponden a valores de mercado para zonas rurales, similares a las tarifas de otras compañías. Al contratar el servicio, se instala una pequeña antena en la casa de los clientes, la que dependiendo de la ubicación se coloca en el frontis de la propiedad, en un poste o en una torre. Al igual que en cualquier lugar del país, los usuarios deben tener un computador con las características necesarias para conectarse a Internet.

Cristián Arnolds, Presidente del Directorio de Luzlinares y Luzparral, destacó que la empresa “busca acercar las nuevas tecnologías de información a los habitantes de la región, contribuyendo con este nuevo servicio al desarrollo de los sectores rurales del área de concesión. Estamos convencidos que la escasa penetración de Internet en zonas aisladas se debe en gran medida a las pocas opciones de acceso y, en ese sentido, queremos otorgar un servicio de calidad a precios adecuados, contribuyendo a impulsar el desarrollo económico, así como a mejorar la calidad de vida de la población de estas comunas”.

¿Qué te ha parecido este artículo?

¡Síguenos en nuestras redes sociales!

Redacción

Artículos relacionados

Artículo 1 de 3